Leyes contra el desperdicio de alimentos en Europa

El mundo es un lugar peligroso. No por causa de aquellos que hacen el mal, sino por aquellos que no hacen nada por evitarlo. Albert Einstein.

2016 fue el año en el que se aprobaron las dos primeras leyes contra el desperdicio de alimentos en Europa.


Por un lado, Francia se convirtió en el primer país del mundo que prohíbe a los supermercados de más de 400 metros cuadrados tirar o destruir comida que se encuentre en condiciones de ser consumida. En su lugar, deberán donarla a los bancos de alimentos. Aquellos que no lo hagan podrán enfrentarse a multas de hasta 75.000 euros.

En Italia, un país donde cada año se desperdician 5,1 millones de toneladas de alimentos, la ley, que se aprobó en verano, opta por disminuir las trabas burocráticas que tiene la donación de alimentos y disminuye el IVA a aquellos negocios que realicen dichas donaciones. La ley, denominada “Despilfarro cero” tiene como objetivo concienciar a los consumidores con respecto a los hábitos alimentarios y simplificar las donaciones para las empresas.

Pero no es suficiente con esperar a que políticos y gobiernos den el paso. El cambio debe empezar por uno mismo. Debemos darnos cuenta de que nosotros, los consumidores, también somos parte del problema. De hecho, somos los principales responsables ya que, es en los hogares donde se tira el 42% del desperdicio total. Son muchas las cosas que podemos cambiar en nuestro día a día: hacer la compra de una manera más consciente, escoger solo aquellos productos que sabemos con certeza que vamos a consumir, etc. Incluso el simple hecho de empezar a hablar de esto con nuestros amigos y familiares marca la diferencia.

El cambio empieza en ti ahora. No esperes a mañana.

#HazteMiguero

#NiLasMigas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *